Lost, uno de los clásicos del siglo XXI

Ya hace seis años del último capítulo de la serie estadounidense de ciencia ficción emitida originalmente por ABC, Lost (2004-2010). La aclamada creación de J.J. Abrams y Damon Lindelof dio pie a diversas opiniones e interpretaciones tanto del conjunto de la serie como de su polémico final.

Lost trata sobre la supervivencia de unos pasajeros de avión tras un accidente en una isla inusual en la que suceden inexplicables acontecimientos. Durante este período se nos muestran pasajes de la vida de los personajes para conocer sus historias.

El argumento posiblemente sea un cliché, pero lo que es seguro es que la famosa serie que consta de seis temporadas fue una innovación en cuanto al género televisivo que no dejó indiferente a ninguno de sus seguidores. Con esto, Lost ha sido muy  característica por la utilización de  flashbacks y posteriormente flashforwards como recursos efectivos para crear la identidad de sus personajes. Precisamente, uno de los puntos más fuertes y menos apreciados de Lost. Esa perfecta creación de un ambiente idóneo dónde se nos hace experimentar fuertes emociones, empatizar con sus personajes y consecuentemente no poder odiar a ninguno de ellos. Hay una gran consolidación de sus personalidades, de igual manera, su trayectoria y evolución que hacen que te acabes encariñando de cada uno de ellos. Todo esto es reforzado gracias al excelente trabajo del compositor Michael Giacchino, que dota a Lost de una fuerte emoción a través de su banda sonora, un factor muy poco valorado en el mundo televisivo. Temas como There’s no place like home o Life & death muestran perfectamente su gran importancia.

No puedo dejar de mencionar el polémico desenlace, víctima de diversas opiniones e interpretaciones. Procederé a explicar la única y posible interpretación final, ya que no hay otra, por mucho que lo creáis.

En el último capítulo vemos cómo algunos de los personajes que han pasado a lo largo de la serie se encuentran fuera de la isla, pero aparentemente no se conocen. A medida que va pasando el tiempo, estos se van acordando que habían estado en ésta juntos. Es así como Jack, el protagonista, es el último en recordar su anterior vida. De esta manera, se encuentra con su difunto padre en una especie de purgatorio. Allí le explica que todo lo que han vivido sus compañeros y él ha sido verdad y han creado un espacio atemporal  para reunirse todos otra vez, porque nadie muere solo. De este modo nos damos cuenta que Jack y todos los demás han muerto. Aun así, no fallecieron todos en el accidente de avión, sino que algunos lo hicieron tiempo atrás, otros no tanto y algunos incluso después de Jack. De esta manera, son reunidos en el purgatorio para seguir adelante y avanzar.

Por una parte, muchos seguidores se indignaron por semejante final, impropio para una serie como Lost. Por otra, estaban los que se posicionaban en que era un cierre más que digno para tan excelente serie. Así pues, probablemente, las personas que no acabaron satisfechas esperaban una explicación racional de todo lo sucedido en la isla. Al encontrarse con que todo era verdad y no había más racionamiento que el que habíamos visto, se llevaron una decepción. Para los que como yo, vieron un gran simbolismo en ese emocionante desenlace, no pudimos evitar alguna que otra “lagrimilla”. Porque realmente con ese final lo que querían demostrarnos los  creadores era que Lost es mucho más que una serie de ciencia ficción con una respuesta racional, Lost es una serie sentimentalmente fuerte que aporta grandes escenas donde se trabajan temas como el amor, la amistad, el compañerismo e incluso cuestiones filosóficas para hacernos reflexionar.

Es indiscutible que Lost fue una serie trascendental en su momento, pero aun a día de hoy personas que la empiezan por vez primera (confieso que he sido una de ellas), se emocionan de la misma manera que las que la iniciaron en 2004.

Creo sincera y firmemente que es una gran serie atemporal, porque si algo es seguro es que ha roto las barreras del tiempo, y aun después, con el paso de los años sigue emocionando como la primera vez. De esta manera, Lost es y será un legado que se mantendrá vigente con el paso del tiempo convirtiéndose así, en uno de los grandes clásicos televisivos del siglo XXI.

 

Anuncios

2 comentarios en “Lost, uno de los clásicos del siglo XXI

  1. Precioso tu comentario. Me ha encantado, de verdad. Me ha parecido muy bien todo lo que has dicho y estoy de acuerdo contigo. Para mí, ha sido la mejor serie que he visto nunca. Como dices, la manera en que nos dan a conocer a los personajes y sus anteriores vidas… es una pasada. Es una de las cosas que más me ha gustado de la serie. Hay una gran variedad y al final, comprendes y conectas con cada uno de ellos. Eso no me ha pasado nunca.
    En mi blog sobre cine y series he hablado sobre mi opinión de la serie, por si te apetece pasarte te dejo el link y comentamos:
    https://sofamantaypeliblog.wordpress.com/2017/10/30/lost-perdidos/
    ¡Un saludo!

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s