Feminismo y tiki tiki

En la sociedad actual, es muy difícil no escuchar al menos una vez al día la palabra “feminismo”, o algo relativo al mismo. Esto para muchos de nosotros es una avance, así como una demostración de que la población está tomando conciencia cada vez más sobre una problemática tan grande y que a todos nos afecta.

Sin embargo, sería muy ilusorio pensar que todo es (irónicamente) de color de “rosa”. A la par que crecen los apegados al movimiento, también aumentan los detractores que se sienten amenazados por las consignas que promulga el feminismo. Pero si hay verdaderamente una postura que está tornándose más popular, se trata de los indiferentes.

Hace unos años no resultaba tan habitual escuchar hablar sobre el tema, e incluso una gran mayoría tenía una concepción errónea sobre lo que significa. Ahora, la velocidad de difusión de lo que la autora Rebecca Walker denominó “tercera ola” es verdaderamente impresionante. Pero esto nos ha llevado, al mismo tiempo, a un fenómeno muy conocido en nuestra generación: la infoxicación.

Manifestación feminista (Madrid, 1983).

La infoxicación consiste en una sobrecarga informativa, que curiosamente en vez de llevar a una ampliación del conocimiento, conduce a la confusión. Conceptos como el lenguaje inclusivo, las personas transexuales, el género fluido y unos cuantos más, ponen en duda nuestros valores tradicionales y rompen de raíz con lo establecido. Esto no por ello es negativo, pero a mi parecer, al constituir internet una fuente libre para acceder a cualquier ámbito sin manejar unos principios básicos, gran parte de la gente queda perdida en un laberinto de desconcierto ideológico.

Tampoco ayudan los estereotipos, pese a no ser muy distantes de los que se ha mantenido siempre: gordas, feas, solteronas, lesbianas, etc. A esto debemos añadirle la concepción actual del feminismo, que parece como un movimiento reservado a una élite intelectual, que se refugia en autoras como Simone de Beauvoir, Virginia Woolf o Silvia Federici. Pero este quizá sea en parte error nuestro.

En mi opinión, deberíamos reflexionar sobre qué pretendemos con el movimiento, y sobre todo, a quién pretendemos llegar. La respuesta obvia  inmediata es “a todo el mundo”, pero en ese caso, ¿por qué no adaptamos el discurso?

Estamos ante un momento en el cual resulta común que celebridades y figuras públicas se posicionen a favor de la equidad de derechos, asignándoles así el mismo estereotipo anteriormente nombrado, y que en la mayoría de las ocasiones no se cumple. Tampoco faltan los que intentan sacar provecho del fenómeno a través incluso la venta de camisetas, como es el caso de Inditex, dejando además en clara evidencia su desconocimiento por los valores que pretende defender.

Camiseta de Inditex.

Entre todas estas personas, hay una que a mi parecer resulta particularmente interesante, por su nivel de conciencia sobre cómo el pensamiento debe difundirse. Estoy hablando de Ylenia.

Ylenia, exconcursante de Gandía Shore y tachada habitualmente de choni, vulgar o superficial, ejemplifica precisamente lo contrario de lo que pensaría cualquiera al escuchar la palabra “feminista”. Y, sin embargo, resulta ser una activista incansable en sus redes sociales, denunciando prácticamente todos los días en Twitter casos de machismo y dando respuesta a la necesidad real de romper con los estereotipos. El feminismo es choni, el feminismo es pijo, es hippie, es rockero, es trapero. Y si no lo es, debería serlo.

Ylenia está demostrando como los valores del movimiento no guardan ninguna relación con la intelectualidad. Está acercando a personas que quizá nunca hubieran querido leer la teoría Kong-Kong, pero que no les da la gana de que les toquen el culo en una discoteca. Ylenia está públicamente gritando “¡EN TU VIDA!” al machito con el que todas hemos tenido que lidiar alguna vez. De este modo está creando unión entre todas las clases sociales a través de la simplificación y el humor. Es decir, creando, por encima de todo, sorodidad.

Así que feminismo y tiki-tiki, hermanas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s