Perrear no es de perras

“El reggaetón es machista, una basura comercial. Yo no escucho eso, porque tengo criterio, me gusta la buena música. No puedo escuchar un género que denigra a las mujeres”. ¿Aparentemente inofensivo, eh?

Creo que más de una nos hemos cruzado con declaraciones de este tipo, especialmente dentro del ámbito femenino. La necesidad de diferenciarse de “esa gente” no es nada nuevo, porque por alguna razón que aun no entiendo muy bien, ser choni está mal visto. Como si ser choni te hiciera menos persona. Como si tus gustos o tu manera de ser te limitaran para poder comprender perfectamente un discurso político o hacer una integral matemática.

Enfatizo de nuevo en esto, son gustos. Gustos personales y subjetivos, que pese a estar irrefutablemente influidos por tu contexto cultural, no dejan de ser en parte innatos. Y es precisamente por esto que no se puede reprochar a una persona que le agrade más una camiseta que otra, una comida que otra, ni una canción a otra.

Pero lo que estamos diciendo cuando criticamos el reggaetón no es que nos moleste el estilo de música que mezcla raíces reggaes y del hip-hop. Seamos sinceros, a nadie le importa el sonido que tenga. Estamos criticando ese estereotipo antes mencionado, estamos creando nuestra identidad a partir de diferenciarnos de un colectivo que no nos gusta porque nos consideramos superiores. ¿Y sabéis qué? Eso se llama elitismo. Tu vecina La Jenni es mucho más parecida a ti que Amancio Ortega, si no lo quieres ver es cosa tuya.

También siento darte una mala noticia: todo el sistema es patriarcal, lo que implica que prácticamente cualquier producto de consumo que se produzca en él tiene unas altísimas probabilidades de ser machista. Así que si tu objetivo es no escuchar música misógina, quizá puedas comenzar con el reggaetón, pero tendrás que continuar con numerosísimas canciones de pop, de rock, de rap, etc.

Os invito a mirar las portadas de grupos de metal como Helloween, a reflexionar un poco sobre la letra de Steal my girl de One Direction, de prácticamente cualquier canción de Eminem, y así podríamos seguir un buen rato. Incluso temas que hacen alarde de comulgar con estos valores, como puede ser All About That Base de Meghan Trainor, luego esconden mensajes contra la sororidad y que pretenden avergonzar a mujeres con un cierto tipo de cuerpo.

Creo que ha quedado suficientemente claro que no es una cuestión de ritmos ni armonías, sino de una estructura machista que lleva muchos años ya operando en la sociedad. De manera que nos vemos abogadas a dos posturas: o seleccionar exhaustivamente cada canción que se escucha y someterla a un análisis feminista (lo cual es más que respetable), o aceptar que es una consecuencia del sistema y disfrutar bailando cuando pongan Maluma.

Yo soy de las segundas. De las que bailan sin miedo y no le ven el problema a que Becky G diga lo que le gusta en la cama, porque ha escuchado canciones de Daddy Yankee objetivizando brutalmente el cuerpo femenino. Y las he bailado, porque Daddy Yankee no es un referente feminista, ni lo va a ser, ni pretende serlo; como no lo son tantos otros artistas.

El producto es sólo una consecuencia pasiva, una obra sin voluntad ni poder de actuación. Un género musical no tiene ideología, la tiene la gente que lo crea. Si tenemos que acusar a alguien, acusemos a los letristas, a los cantantes, a los productores. Pero digamos nombres y apellidos, señalemos sin miedo a los culpables de la perpetuación de este sistema. El cambio y la diferencia no están tu lista de Spotify, están tu conciencia.

La mano arriba, cintura sola, da media vuelta, danza kuduro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s