estación

Vivre

Miré el móvil sentada en un banco de la estación de Sants, esperando el tren de las doce y media, escuchando aquella canción del grupo vikingo Wadruna, sintiéndome nórdica una vez más. Un chico se sentó a mi lado, escribía. Sabía que había ido allí en busca de inspiración, yo solía hacerlo. Nada mejor que Barcelona para buscar personajes, caras, personalidades que poder plasmar sobre el papel.

Parecía estar concentrado cuando de golpe, su lápiz paró de bailar. Releyó con una mueca de desagrado la pequeña página repleta de palabras. Hasta en los márgenes había anotado aquella idea. No le convencía, podía verlo en su mirada, sabía cómo se sentía.

La vergüenza me hubiera hecho mantenerme en silencio de no ser por aquella canción que era capaz de motivar y dar coraje hasta al león más cobarde. Cogí su lápiz con descaro justo antes de que este tocara de nuevo su hoja dispuesto a eliminarlo todo. Este me miró extrañado y le dije:

– ¿Me prestas tu libreta?

Frunció el ceño. Sonreí. Sabía bien que no iba a hacerlo, las ideas de aquel escritor estaban allí, plasmadas, escondidas, casi secretas, esperando a ser desarrolladas.

Rebusqué en mi mochila mi libreta rosa en cuya portada, con letras grandes y blancas ponía: “Vivre, c’est seulement ça.” Arranqué una hoja y escribí una frase sobre esta. Le di el lápiz y el papel, guardé la libreta rápidamente y me levanté al escuchar el sonido del tren trajinar entre las vías, creando chispazos en las catenarias.

Subí al vagón y me senté al lado de la ventana. Me miró, abrió el papel leyendo su contenido, y justo antes de que el tren comenzara a avanzar vi como en los ojos del chico, había nacido una chispa de inspiración entremezclada con la verdad.

Solo puse diez palabras sobre aquel minúsculo papel: “Las ideas no se piensan, se viven. Levanta la cabeza.” Pero eran las diez palabras más potentes del mundo.

Parece estúpido, pero a veces, intentamos plasmar la vida o incluso inventarnos otra sin conocer primero esta. Vive creador de cultura, ¡Vive, imagina y sueña! No te dejes llevar por las sonrisas irreales, las pantallas de cristal, los falsos amigos. Conoce, escucha, mira, y entonces podrás crear.

Anuncios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.